Comer & Beber. Bares.

  Hipopótamo

Café antiguo, que según los carteles fileteados, data del año 1904.

Adentro, viejos anuncios de grapa, aperitivos y cervezas que combinan de forma especial con los jamones y salames que cuelgan del techo. El espacio está dividido en pequeños boxes. En uno de estos reservados una chica escribe y mira por la ventana, cerca de ella una pareja se besa y, del otro lado de la vitrina, se encuentra la mesa de ajedrez atestada por fanáticos que se pierden en su juego. Y todo transcurre con calma en un ambiente característico del bar tradicional porteño.

Opiniones